En Rusia, se patentó la tecnología de análisis operativo del aire, que permite detectar biopatógenos, incluido el coronavirus. Según informes de los medios, el dispositivo es capaz de detectar hasta 86 patógenos de enfermedades infecciosas y bacterianas, así como toxinas en el aire circundante. Mientras tanto, el alcalde de Moscú, Sergei Sobyanin, dijo que todos los residentes de la capital podrán participar en los ensayos posteriores al registro de la vacuna COVID-19. La vida normal será solo en un año – Para el 27 de agosto, se identificaron en el mundo 24,200,427 pacientes con un nuevo tipo de coronavirus. 15,834,227 recuperados de la enfermedad, 834,292 – murieron a causa de ella. – En Rusia, se registraron 970.865 casos de infección. 786 150 pacientes lograron recuperarse, 16 683 murieron a causa del virus. – Mikhail Paltsev , académico de la Academia de Ciencias de Rusia , director del Centro de Inmunología y Biomedicina Molecular de la Universidad Estatal de Moscú, dijo que los rusos solo podrán volver a su estilo de vida habitual después de la pandemia de coronavirus en el verano de 2021.   Cualquiera puede participar en ensayos de vacunas – Se ha creado en Rusia un dispositivo para detectar COVID-19 en el aire. Es capaz de detectar de forma totalmente automática y simultánea hasta 86 agentes infecciosos de naturaleza viral y bacteriana, así como toxinas en el aire circundante. El análisis se lleva a cabo mediante dos métodos independientes: la reacción en cadena de la polimerasa en tiempo real y la inmunofluorescencia, informa RIA Novosti.   – Dejar una solicitud de participación en los ensayos de post-registro de la vacuna contra COVID-19, desarrollado por la N.N. Gamalei, cada moscovita puede, dijo Sergei Sobyanin . La investigación se llevará a cabo sobre la base de las instituciones médicas de la ciudad. Como se anunció en el RDIF , se ha iniciado la tercera fase de ensayos de vacunas, en ella participarán unas 40 mil personas. – En Buriatia, prorrogaron un mes más las medidas restrictivas introducidas en relación con la amenaza de propagación de la infección. Según informó a IA REGNUM en el servicio de prensa del gobierno de la república, la decisión la tomó la sede regional   Últimos pacientes en China – Los dos últimos pacientes con infección confirmada por coronavirus han sido dados de alta del Hospital Ditan de Beijing. No hay más pacientes con COVID-19 en la capital china. En las últimas semanas, solo se han registrado en China unas pocas docenas de nuevos casos de la enfermedad por día.   – Los fondos de los mosquitos, como parte de los cuales el ingrediente principal es el tsitriodiol, pueden matar una cepa de coronavirus que causa el COVID-19, según Sky News , en referencia a los hallazgos preliminares de los científicos británicos Laboratorios de Ciencia y Tecnología de Defensa del Ministerio de Defensa del país (DSTL). – En los centros turísticos de la Antalya turca, se han prohibido las fiestas de espuma debido a la amenaza del coronavirus. La restricción se aplica a este tipo particular de entretenimiento; aún se permiten otras actividades para empresas de vacacionistas.

Los médicos advierten sobre la calvicie en el coronavirus COVID-19 puede causar pérdida de cabello, advierten los médicos estadounidenses. Esto se debe principalmente al estrés asociado con la enfermedad. Sin embargo, los expertos aseguran que el problema es temporal, y después de unos meses el cabello puede comenzar a crecer nuevamente. Esto no se debe tanto a la infección en sí como al estrés experimentado. Especialistas de la Asociación de Dermatólogos de los Estados Unidos informaron sobre esto a la publicación médica WebMD .   Una de las primeras en reportar la calvicie fue la enfermera Julie Fishen. Ella trabajó con pacientes con coronavirus y contrató a uno de ellos. Después de recuperarse de COVID-19 en marzo, notó que después de algunas semanas su cabello comenzó a caerse.   «El cabello se cayó en racimos cuando me di una ducha», dijo. «Pensé que era un champú más barato, pero con el tiempo se hizo evidente que algo más era la causa».   Después de leer lo que escriben las personas que han sufrido coronavirus en las redes sociales, descubrió que otros se habían enfrentado al mismo problema. Una de las mujeres, Rachel Baum, continuó perdiendo cabello más de tres meses después de la infección. También estaba preocupada por otros síntomas de infección por coronavirus. «Perdí tanto cabello que pensé que tenía un problema de tiroides», dijo Baum. – Fui al endocrinólogo, pero ella dijo que todo está en orden. Entonces, o bien el coronavirus es el culpable, o mi edad avanzada, o ambas. Elegí tres pelucas en caso de que las necesites «. Le puede interesar : El éxito inicial de la prueba de la vacuna de Oxford ¿qué tan lejos estamos de la vacuna? Los investigadores también han comenzado a mencionar la pérdida de cabello como uno de los síntomas de la infección por coronavirus. Sarah Hogan, MD, explica que el cabello puede caerse 3-5 meses después de eventos estresantes, incluida una enfermedad.   La pérdida de cabello puede estar relacionada con la herencia, la edad, los desequilibrios hormonales, la medicación y, por supuesto, el estrés. Según la Academia de Dermatología de EE. UU., La calvicie relacionada con COVID-19 se refiere al efluvio telógeno, la calvicie temporal causada por el estrés físico o psicológico. Dicen que las intensas experiencias y los síntomas del coronavirus, como la fiebre y la pérdida de peso, en realidad pueden desencadenar la caída del cabello. «El cabello puede estar en tres estados», dice Hogan. – Hasta el 90% de ellos crecen, el 5% están en la fase inactiva y hasta el 10% se caen. Bajo eventos estresantes, shock, se puede caer hasta el 50% del cabello «.    Dado que el cabello tiene un cierto ciclo de vida, la pérdida no ocurre de inmediato, sino varios meses después de los choques experimentados. Tal pérdida de cabello se puede observar en personas con ataque cardíaco, accidente cerebrovascular, trastornos autoinmunes, según Gregory Poland, MD.   «Las personas se enferman, pierden sus trabajos y enfrentan incertidumbres sobre sus ingresos y bienestar», dice ella. «Sabía que los afectaría». Ahora está trabajando con pacientes que han experimentado pérdida de cabello debido al coronavirus. «El cabello es parte de nuestra identidad, afecta cómo nos perciben los demás», dice Hogan. «Cuando los pacientes pierden cabello, especialmente por primera vez, generalmente me molestan mucho». Los médicos encuentran difícil explicar por qué algunas personas pierden cabello con coronavirus, mientras que otras no. Quizás esto se deba a la predisposición genética inicial a la calvicie. Para aquellos que se enfrentan a la calvicie, los expertos recomiendan primero excluir otras causas: desequilibrio hormonal, falta de nutrientes, algunos medicamentos. Aconsejan no ser tímidos y no tratar de resolver el problema por su cuenta, sino consultar a un médico que le aconseje sobre cómo mejorar su dieta y su régimen diario para reducir la pérdida de cabello. Por ejemplo, una dieta alta en proteínas o ciertos suplementos pueden ser útiles. Además, el médico puede identificar el trastorno de depresión o ansiedad, que también puede mejorar la situación. «La mayoría de las veces, está mejorando», dice Hogan. –   Creo que los médicos deberían decirles a los pacientes que generalmente no se trata de una afección crónica y que el cabello dejará de desprenderse en 4 a 6 meses. Estas palabras a menudo ayudan «. Hasta que el cabello vuelva a crecer, Hogan aconseja mantener los niveles de estrés al mínimo. El yoga y la meditación pueden ser beneficiosos aquí. Si todo lo demás falla, hay preparaciones especiales que se aplican al cuero cabelludo y estimulan el crecimiento del cabello. Sin embargo, deben usarse solo por recomendación de un médico, después de leer cuidadosamente las instrucciones. FUENTE : https://www.webmd.com/

Los científicos de la Universidad de Columbia en Nueva York han creado un cóctel de anticuerpos que son capaces de destruir el virus SARS-COV-2 / COVID-19 en la sangre. Científicos de la Universidad de Columbia en Nueva York anunciaron la creación de un medicamento que puede ayudar a combatir la infección por coronavirus COVID-19. Los resultados preliminares de la investigación se publicaron el 22 de julio en la revista Nature . Según The Guardian , la droga es un cóctel de anticuerpos capaces de destruir el virus en la sangre. Para obtenerlo, los científicos evaluaron a 40 pacientes con COVID-19 e identificaron 61 tipos de anticuerpos que pueden combatir el virus. Nueve de ellos fueron lo suficientemente potentes como para destruir partículas del coronavirus, señalaron los científicos. Los experimentos en hámsters experimentales han demostrado que uno de estos tipos de anticuerpos destruye completamente el virus en el tejido pulmonar. La inyección de estos anticuerpos podría reemplazar la vacuna contra el coronavirus, según el comunicado. El profesor de medicina de Columbia, David Ho, quien dirigió el estudio, dijo que habían aislado anticuerpos muy fuertes que podrían producirse en masa. Según él, en primer lugar, el medicamento comenzará a administrarse a aquellos que corren el riesgo de desarrollar enfermedades graves: los ancianos y las personas con enfermedades concomitantes. Todavía no existen medicamentos especiales para COVID-19, ahora solo se lleva a cabo un tratamiento sintomático para esta enfermedad  . La Organización Mundial de la Salud  señaló que varios medicamentos pueden ayudar a mejorar el bienestar y aliviar los síntomas de COVID-19, pero no hay confirmación de que algún medicamento pueda prevenir o tratar esta enfermedad. El jefe de la Agencia Europea de Medicamentos, Marco Cavaleri, anunció previamente que una vacuna contra el coronavirus, en el mejor de los casos,  estará lista el próximo año . El 15 de mayo, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, sugirió que se podría crear y probar una  vacuna contra el coronavirus para fines de 2020 . Según la OMS, alrededor de 160 ensayos de la vacuna contra el coronavirus SARS-COV-2 / COVID-19 están actualmente en curso en todo el mundo, más de 20 de ellos están en las etapas finales de las pruebas.

La Universidad de Oxford en el Reino Unido declaró el 20 de julio que la vacuna que se está desarrollando inicialmente ha demostrado que induce con éxito al sistema inmunitario humano a luchar contra el nuevo coronavirus (COVID-19). La vacuna en sí también se puede usar de manera segura. Con la epidemia que se desata hoy, esta es una noticia emocionante. La vacuna experimental de Oxford se llama ChAdOx1 nCoV-19, y se ha probado en 1.077 personas. La vacuna indujo con éxito al sistema inmunitario humano a producir anticuerpos. Sin embargo, actualmente se desconoce si los anticuerpos son suficientes para combatir infecciones reales, y los experimentos tomarán algún tiempo para confirmar el efecto. Vacuna modificada genéticamente Hay muchas formas de fabricar vacunas. La British Broadcasting Corporation (BBC) informó que ChAdOx1 nCoV-19 se creó modificando genéticamente los virus de la influenza. Al mismo tiempo, elimine su capacidad patogénica. El propósito de la vacuna es permitir que el cuerpo reconozca primero las características del virus y produzca anticuerpos. Cuando el nuevo coronavirus real llegue en el futuro, podemos responder antes y eliminar el virus. El estudio encontró que la concentración de anticuerpos alcanzó su punto máximo el día 28 después de la inyección de la vacuna, pero aún no se sabe cuánto tiempo se puede mantener esta alta concentración.   La producción en masa y el transporte llevan tiempo El informe dice que en la próxima fase, alrededor de 10,000 personas en el Reino Unido participarán en el experimento, y también habrá 30,000 estadounidenses, 2,000 sudafricanos y 5,000 brasileños. En la actualidad, además del Reino Unido, Estados Unidos y China también están realizando pruebas clínicas para epidemias de desarrollo propio. En el pasado, el desarrollo de la vacuna se calculaba anualmente, pero la nueva epidemia del Covid ha acelerado en gran medida el desarrollo y los procedimientos experimentales. Se espera que las vacunas puedan desarrollarse con éxito a finales de 2020 como muy pronto. Sin embargo, incluso si la vacuna se desarrolla y prueba con éxito, la vacuna aún debe ser aprobada para su uso en el hogar y en el extranjero. Sin embargo, lleva tiempo producir una gran cantidad de vacunas, y se transportan a varios lugares para su uso. Algunos cálculos indican que al menos casi el 70% de la población mundial, es decir, más de 5 mil millones de personas, deben vacunarse para evitar que el virus continúe propagándose a nivel mundial. Esta será una gran cantidad. Como las vacunas son reconocidas a nivel mundial, la forma de producir, distribuir y transportar vacunas se convertirá en un desafío.

Por primera vez, los científicos rusos pudieron aislar anticuerpos que neutralizan el virus SARS-CoV-2 de la sangre de donantes enfermos. Esto fue informado el 15 de julio por el servicio de prensa del Instituto de Biología Molecular y Celular de la Rama Siberiana de la Academia de Ciencias de Rusia.   Los especialistas utilizaron muestras de sangre de personas que tenían la enfermedad COVID-19 y una tecnología única para clasificar los linfocitos B individuales. Los anticuerpos resultantes pueden evitar que el virus ingrese a las células objetivo, ya que bloquea su interacción con el receptor de células ACE2. Cabe señalar que la selección de anticuerpos ayudará a desarrollar fármacos para el tratamiento y la prevención de la infección por coronavirus, así como a mejorar las vacunas.

«El coronavirus no tiene nada que ver con las torres, no está conectado con ellas. Estas son todas fantasías, sin conexión «, dijo el académico. La comunicación inalámbrica 5G de quinta generación se considera la siguiente etapa en el desarrollo de esta tecnología después de que 3G y 4G operen en el mundo, le permite transferir datos a alta velocidad y con un retraso mínimo en la transmisión de la señal. Entonces, por ejemplo, con 5G, la velocidad de Internet móvil varía de 10 a 25 Gbit / con retrasos mínimos en la transmisión de la señal (solo 1-2 ms). Este tipo de red de área local ya está operando en los EE. UU., Suiza, China y Corea del Sur. Los seguidores de las teorías de conspiración que se oponen a la proliferación de la tecnología inalámbrica 5G creen que su proliferación contribuye al desarrollo de cáncer, infertilidad, autismo, enfermedades cardíacas y enfermedad de Alzheimer. Sin embargo, estas teorías aún no han recibido confirmación científica.   Le puede interesar : OMS Consejos para la población acerca de los rumores sobre el nuevo coronavirus (2019-nCoV) Reuters Afirmación falsa: el video muestra equipos de telecomunicaciones 5G estampados con ‘COV-19’ listos para ser instalados en un mástil

Los científicos han encontrado genes asociados con el riesgo de muerte por coronavirus  Los riesgos de muerte en el coronavirus están asociados con genes responsables del grupo sanguíneo y las reacciones inmunes, descubrió un grupo internacional de científicos. Los investigadores encontraron diferencias en los loci genéticos de las personas sanas y las que tenían síntomas graves de la enfermedad. Es probable que estas diferencias afecten la capacidad del virus para penetrar en las células y el riesgo del cuerpo de una «tormenta de citoquinas» que puede conducir a la muerte. Un equipo internacional de investigadores dirigido por el Prof. Andre Franke de la Universidad Kiel Christian Albrecht descubrió por qué algunas personas sufren síntomas graves de coronavirus, incluso fatales. Esto puede deberse a grupos sanguíneos y respuestas inmunes. Los científicos han identificado loci genéticos asociados con los riesgos de la enfermedad. El estudio fue publicado en el New England Journal of Medicine . Los autores estudiaron casi 2.000 casos graves de infección por coronavirus en España e Italia y compararon los genomas de pacientes con los genomas de 2.300 personas sanas. Buscaron variaciones del genoma que estarían en pacientes pero no en pacientes sanos. La atención de los científicos fue atraída por los loci genéticos 3p21.31 y 9q34.2. En el primero, hay genes asociados con proteínas antiinflamatorias, en el segundo, con grupos sanguíneos. Los investigadores también han identificado variaciones genéticas asociadas con insuficiencia respiratoria; «Descubrimos un nuevo locus 3p21.31, que está asociado con la susceptibilidad al coronavirus, y confirmamos la posible relación de los grupos sanguíneos y el riesgo de infección», escriben los autores.   Las características genéticas identificadas pueden estar asociadas con la respuesta inmune humana, dicen los científicos. Las enfermedades virales causan la llamada «tormenta de citoquinas» (hipercitoquinemia) en el cuerpo. Las citocinas son moléculas pequeñas que son producidas por diferentes tipos de células, pero principalmente por linfocitos. Desempeñan un papel importante en el funcionamiento del sistema inmune. Pero con la hipercitoquinemia, las citocinas activan sin control las células inmunes en los focos de inflamación, lo que conduce a la liberación de nuevas porciones de citocinas. Tal círculo vicioso conduce a la destrucción de los tejidos en el foco de la inflamación, luego la reacción se extiende a los tejidos vecinos y puede cubrir todo el organismo. También puede interesarte : El remdesivir es eficaz contra el coronavirus, según un estudio  Además, las personas con el segundo grupo sanguíneo se infectaron con coronavirus un 45% más a menudo que los propietarios de otros grupos, y las personas con el primer grupo tenían un 65% menos de probabilidades.   «Nuestros datos genéticos confirman que el primer grupo sanguíneo está asociado con el riesgo más bajo de contraer COVID-19, y el segundo grupo sanguíneo está asociado con el más alto», escriben los investigadores. Los investigadores aún no pueden decir si las diferencias en los grupos sanguíneos están directamente relacionadas con la resistencia del cuerpo al virus. Quizás las características genéticas que afectan los riesgos también afectan los niveles grupales. Los genes asociados con los grupos sanguíneos también determinan la cantidad de azúcar en la superficie de las células, dice el hematólogo Roy Silverstein. Estos azúcares pueden afectar la capacidad del virus para ingresar a las células. Además, el grupo sanguíneo está asociado con los riesgos de trombosis, que arroja luz sobre el aumento de la coagulación de la sangre en todo el cuerpo en pacientes críticos con infección por coronavirus.   Sin embargo, según Silverstein, en general, estos datos tienen poco efecto en la imagen general de los riesgos. «La diferencia absoluta en el riesgo es muy pequeña», dice. – Los cambios pueden ser estadísticamente significativos, pero de hecho son pequeños. No puedes decirle a alguien con el primer tipo de sangre que corre el riesgo de contraer menos «. Sin embargo, los resultados son importantes para el desarrollo de medicamentos y vacunas contra el coronavirus, dicen los científicos. Anteriormente, los investigadores suizos también descubrieron que las complicaciones con el coronavirus pueden estar asociadas con el trabajo de la inmunidad local. En los pacientes que transmiten la infección con mayor facilidad, se sintetizan grandes cantidades de inmunoglobulinas tipo A (IgA), que pueden neutralizar muchos virus. A diferencia de IgM e IgE, que están presentes principalmente en la sangre, la IgA prevalece en la saliva, el líquido lagrimal y otros secretos corporales. Además, la IgA, a diferencia de IgM e IgE, rara vez desencadena reacciones inflamatorias. Por lo tanto, pueden deshacerse del virus incluso en los puntos de penetración en el cuerpo y la persona infectada ni siquiera sentirá que ha encontrado una infección.   «Estos datos indican que es la respuesta efectiva de la inmunidad local (al menos su componente humoral, es decir, de anticuerpos) directamente en el punto donde el virus intentó ingresar al cuerpo lo que puede determinar al menos parcialmente por qué escenario se desarrollará la enfermedad».  – Dijo en su página en Facebook la bióloga molecular Irina Yakutenko. Por qué algunas personas tienen inmunidad local se activa, mientras que otras no, todavía no está claro. Quizás la actividad y el espectro de IgA adecuada en las membranas mucosas es mayor en los jóvenes y especialmente en los niños, ya que se encuentran regularmente con muchos virus respiratorios, incluidos otros coronavirus, cree Yakutenko.

Cada vez que hay una crisis importante, una pregunta se pone de moda: ¿cómo reinventarse? En la región rumana de Transilvania, un zapatero ha planteado este problema al estado del arte para sobrevivir en medio de la crisis del coronavirus. «De repente, la gente dejó de entrar en mi negocio», le dice el zapatero a Efe desde su taller en la ciudad de Cluj. Los teatros populares, las óperas y los grupos de baile que formaban el fuerte clientela de Lup vieron interrumpida su actividad debido a la prohibición de eventos públicos decretada por las autoridades para contener la pandemia. También te puede interesar : ¿Qué es la transfusión de plasma y cómo puede ayudar en la lucha contra el coronavirus? «Vi que nadie estaba entrando y me dije a mí mismo, para, tengo que cerrar».   UNA SALIDA INESPERADA A LA CRISIS Fue entonces cuando tuvo la idea de poder mantenerse activo durante la crisis «Nadie respetaba la distancia social y pensé: voy a hacer tres pares de estos zapatos, los pondré en Internet y los llamaré zapatos de distancia social para atraer la atención», explica Lup, quien admite que al principio fue todo «una especie de broma» Y así comenzó a hacer estos zapatos gigantes que garantizan a quien los usa que nadie se acerca más de lo necesario. Como todos los que produce en su taller, estos zapatos de aspecto peculiar están hechos a mano y hechos de cuero natural.   «Si dos personas que usaran mis zapatos fueran colocadas una frente a la otra, habría una separación de aproximadamente un metro y medio entre ellas», explica Lup, que vende cada par de «zapatos de distancia social» por alrededor de cien euros. . Fuente :Agencia efe

Las máscaras y bufandas caseras también pueden prevenir la propagación de nuevos coronavirus. Según British Sky News, los científicos de la Universidad de Edimburgo probaron siete materiales de máscaras diferentes, como máscaras quirúrgicas, respiradores, máscaras ligeras y duraderas y máscaras caseras. Los científicos usan la tecnología informática durante la prueba para medir la distancia y la dirección de las partículas que las personas exhalan cuando respiran o tosen. Los resultados de las pruebas muestran que una máscara sin una válvula de salida puede reducir el grado de transmisión del virus por la respiración en un 90%. En este punto, los científicos determinaron que todos los revestimientos, incluidas las máscaras y bufandas caseras, pueden prevenir efectivamente la propagación del nuevo coronavirus.

Los caninos se han utilizado durante décadas para detectar drogas, bombas, cadáveres e incluso cáncer. Ahora, un equipo de investigadores británicos espera que el agudo sentido del olfato de los perros pueda ayudar a detectar COVID-19, informa CNN. CNN informó que un equipo de investigación en el Reino Unido ahora espera que el sensible sentido del olfato del perro pueda ayudar a detectar el «Coronavirus 2019» (neumonía de Wuhan). Collars far and wide are looking much prettier with the addition of one of these lovely daisy decorations, made by our crafty volunteer Loren at Powney's Paws and Petals to help raise money for Medical Detection Dogs. It's not too late to order yours at https://t.co/y5NHEbrWdV pic.twitter.com/Q4QG2lIDEO — Medical Detection Dogs (@MedDetectDogs) May 24, 2020 La London School of Hygiene and Tropical Medicine está trabajando con perros especialmente entrenados para desarrollar un nuevo tipo de prueba de coronavirus, una que no requiera un hisopo, sino solo un olfateo. La organización descubrió recientemente que los caninos pueden detectar infecciones de malaria en humanos y están investigando si lo mismo es cierto para COVID-19. El entrenamiento comenzó en marzo, y los investigadores tienen que observar durante seis semanas para determinar completamente si el perro está calificado para el trabajo. Si las pruebas salen bien, estos «súper sniffers» podrían desplegarse para detectar el virus en hasta 250 personas por hora. Los investigadores dijeron que los perros podrían usarse en aeropuertos y otras áreas públicas en el futuro para ayudar a prevenir otro brote una vez que la pandemia actual disminuya.